Postura jurisprudencial del delito de propiedad intelectual

PrintMailRate-it

​Publicado el 15.3.2024


En una reciente sentencia, la Sala Segunda del Tribunal Supremo se ha revocado la absolución dictada por la Audiencia Provincial de Valencia, por considerar que el hecho de que los productos comercializados no se traten de una copia exacta, no excluye el plagio, en los términos que exige la jurisprudencia. 




Concretamente trae causa de un recurso de casación promovido por la entidad titular de los derechos de explotación de propiedad intelectual de una conocida firma de ropa y accesorios española, ante la absolución dictada por la Audiencia Provincial de Valencia a un empresario que anteriormente había sido condenado por un delito contra la propiedad intelectual por el Juzgado de lo Penal. 

Los hechos son los siguientes: tras una inspección en las instalaciones de dicho empresario, la policía encontró 3.746 bolsos imitación de diseños originales. 

La Sala Segunda del Tribunal Supremo considera que la comercialización no autorizada de dichos productos, definidos como obra plástica, quedaría cubierta por el ámbito de  protección del artículo 270 del Código Penal. Y continúa afirmando que “la originalidad, capacidad de innovación y la exclusividad de esos estampados había sido ya reconocida a través de una inscripción en los asientos del Registro de la Propiedad Intelectual que, desde ese mismo momento, blindaba al creador frente a utilizaciones inconsistentes de los diseños”. 

La Sala se remite a la jurisprudencia Comunitaria, y entiende que los estampados en los bolsos no eran meros objetos destinados a una finalizad práctica y limitados a generar un efecto visual, sino que eran obras artísticas que reunían las características exigidas para la protección penal de la creatividad intelectual. 

Asimismo, afirma que el hecho de que los bolsos no sean copias exactas no implica que no deba operar la protección penal de la propiedad intelectual, puesto que las coincidencias con los originales determinan que sean copias del diseño que consta registrado.  

Por todo ello, la Sala concluye que “no existen razones que justifiquen la exclusión protectora que el artículo 270.1 del CP dispensa a la obra artística de la que pueda predicarse su genuina autenticidad y originalidad creativa y que, por supuesto, vaya más allá de un valor solo atribuido a partir dela percepción subjetiva de quien la contempla.” 

Contacto

Contact Person Picture

Javier Poncet

Abogado

Senior Associate

+34 915 359 977

Contactar

Deutschland Weltweit Search Menu